Valles Occidentales. Cuadernos de Arquitectura



2.LOS TIPOS BÁSICOS ARQUITECTÓNICOS


Casa de Andrés Clavo. Robledo de Omaña. Alzado

Casa de Andrés Clavo. Robledo de Omaña. Planta

El territorio de los Valles Occidentales está caracterizado, en su arquitectura popular, por la presencia de tipos arquitectónicos básicos del área cultural cantábrica, ofreciendo identidades específicas en sus áreas subcomarcales. En ellas tiene continuidad la casa de corredor en distintas variedades, relacionadas con las del vecino Bierzo, con otros modelos organizados con galerías sobre pórticos, articulados en un corral abierto que puede llegar a cerrarse, marcándose en el territorio la línea de separación de las cubiertas de losa y teja cerámica. Además se puede reseñar la presencia de las casas de paja o teito en distintas variedades, hoy muy modificadas, que han tenido una notable presencia hasta hace pocos años en este territorio. La presencia de hórreos en variedades de tipo asturiano, algunos con techo vegetal, y las brañas, organizaciones espaciales vinculadas al pastoreo de montaña, tanto estante como trashumante, y la presencia puntual de los vaqueiros de alzada, con cabañas y refugios, reflejan el carácter de montaña norteño de este espacio geográfico ."

La Omañuela

La presencia de viviendas de cubierta de paja ha tenido una gran importancia en este territorio, destacando el modelo de casa semicircular de Laciana y Babia que Medina Bravo describió en el primer tercio del siglo XX. El modelo repetidamente citado, reflejado en una conocida maqueta del Museo de los Pirineos, corresponde a una simplificación regularizadora de ejemplares documentados en nuestro trabajo de campo, convirtiendo plantas en forma de U o en L, con esquinazos redondeados, en este modelo de planta perfecta semicircular, reseñados en Caboalles de Arriba, Robles de Laciana y Sosas de Laciana. Lo más característico es la organización de la casa en dos alturas ofrecida hacia un corral abierto, a donde se muestra un pórtico rehundido soportando un cuerpo cerrado ligero que puede convertirse en galería o solana. Además el edificio dispone de testeros resaltados escalonados, rematando la cubierta a dos aguas, completando el conjunto del edificio el hórreo de tipo asturiano dispuesto en el borde del corral, también con cubierta vegetal. Hemos documentado en los años 80 del siglo XX la presencia de ejemplares con planta en U con una sola altura, como en Robles de Laciana, que se extiende a Omaña, hallando soluciones de dos alturas en forma de L, aunque normalmente se desarrolla en un solo nivel, solución extendida al conjunto del territorio. Hoy todavía se pueden hallar ejemplares con grandes curvaturas en su planta en U dotados de uralita en su cubierta, como en Ríoscuro, cercano al idealizado modelo clásico. Las modalidades en dos alturas incorporaban el corredor, galería o cuerpo cerrado, correspondiente al cuerpo de la vivienda y orientado al corral, apoyándose a veces en un pórtico de postes de madera o columnas pétreas, adquiriendo una anchura significativa que permite la creación de un espacio protegido.

1Un análisis detallado de los tipos arquitectónicos de los Valles Occidentales puede verse en el capítulo dedicado a la Montaña Occidental en el libro de José Luis García Grinda "Arquitectura Popular Leonesa". Diputación Provincial de León, 1991, Tomo I, págs. 81-114, así como en el capítulo "La arquitectura popular de Siete Valles: Alto Sil, Babia, Omaña, Luna, Altos Torío, Bernesga y Cepeda" de la Guía del Patrimonio Cultural de las comarcas Siete Valles, Asociación Cuatro Valles, Diputación de León y Junta de Castilla y León, 2001, págs. 101-124.

2Modesto Medina Bravo "Tierra Leonesa" 1927. R. Tierras de León, nº 30-1, junio, 1978, pág. 74.



2